domingo, 15 de mayo de 2011

El bien y el mal

Un día, cuando tenía algo así como ocho o nueve años, en el transcurso de una comida se me ocurrió preguntarles a mis padres cómo podía yo saber qué está bien y qué mal, ellos me respondieron sorprendidos diciéndome que pensaban que eso ya lo debía tener claro. Me sentí mal, la pregunta era absurda, yo ya sabía lo que estaba bien y lo que estaba mal; lo dejé pasar.

No fue hasta hace no mucho tiempo que esta cuestión retornó a mi cabeza y me di cuenta que no había nada de que avergonzarse en la pregunta que realicé hace tantos años: ¿Qué es bueno y qué es malo? Tras mucho pensarlo, sería atrevido decir que tengo la respuesta, pero al menos tengo mi respuesta, que me dispongo a contaros.

A un nivel superficial, todos sabemos lo que está bien y lo que está mal, ayudar a un desconocido está bien, pegarle una patada está mal. Eso es fácil.
¿Ahí queda todo?
No, esos actos buenos o malos tendrán una repercusión, porque en este mundo todo tiene repercusión. Entonces, para el que es ayudado, esto repercutirá en su vida en mayor o menor medida, en este caso difícilmente de una manera negativa; para el que es golpeado también tiene su repercusión, por ejemplo esa persona podría pegar a otra influenciado por haber sufrido la misma situación.

Vemos  como realmente, el acto realizado se propaga en una cadena de acontecimientos originados por el mismo.
Se puede pensar que un acto bueno repercutirá por un tiempo indefinido en una cadena de otros actos buenos, y lo mismo para un acto malo.
Vale pero, ¿Hasta que punto podemos asegurar eso? ¿Cómo podemos saber que un acto bueno generará al final un saldo positivo de bien, y no tendrá como resultado más mal del bien que genera?
Pues no lo sabemos, aunque podemos intuirlo, o prevenirlo teniendo cuidado.

La conclusión es que al igual que no es oro todo lo que reluce, no es bueno todo lo que parece bueno, ni es malo todo lo que parece malo. Lo que quiero decir es que haciendo un acto malo, podemos generar bien, y haciendo un acto bueno podemos generar mal.
Entonces, ayudando a alguien podemos evitar que aprenda una valiosa lección o pegando a alguien podríamos enseñarle otra, continuando con los ejemplos de antes.

Me hubiera gustado recibir esta explicación hace unos años como respuesta a mi pregunta... pero si la hubiese recibido quizás nunca me lo hubiese preguntado de nuevo.

Curiosa curiosa vida.

13 comentarios:

  1. De todas formas, el fin no justifica los medios, si los medios son injustos, el fin no podrá ser justo.

    ResponderEliminar
  2. El bien y el mal, dos conceptos que únicamente posee el ser humano. ¿Que es el bien y que es el mal? ¿cómo podemos saber si estamos haciendo algo bueno o algo malo?

    Albert Einstein dijo una vez que el mal es simplemente la AUSENCIA de bien, es decir, cuando hacemos algo que no es bueno, entonces es algo malo, pero también el NO HACER algo bueno es malo. Por ejemplo, no socorrer al alguien que ha tenido un accidente enfrente nuestra es malo, pues le estamos negando nuestra ayuda.

    Pero, ¿cómo podemos saber si determinada decisión es correcta, buena? Cada persona te puede decir una cosa distinta, cada persona puede tener su propia idea del bien y del mal; por ejemplo para una persona mentir o robar puede estar siempre mal, mientras que para otra no esta mal si es para un beneficio (por ejemplo para comer o para librarse de una reprimenda)

    Como adorador del creador de todas las cosas estoy firmemente convencido de que quien mejor puede guiarnos es nuestro constructor, y nos ha dejado un manual de instrucciones en el que podemos averiguar que es correcto y que no lo es, la Biblia. Y en la Biblia encontramos la REGLA DE ORO:

    Mateo 7:12 "Por lo tanto, todas las cosas que quieren que los hombres les hagan, también ustedes de igual manera tienen que hacérselas a ellos; esto, de hecho, es lo que significan la Ley y los Profetas."

    Lucas 6:31 "También, así como quieren que los hombres les hagan a ustedes, háganles de igual manera a ellos."


    No existe mejor manera de actuar que esta. Quien actúa así, se asegura de hacer lo correcto.

    ResponderEliminar
  3. Un fariseo le preguntó una vez a Jesucristo lo siguiente:

    Mateo 22:34-40 "Los fariseos, después de oír que había hecho callar a los saduceos, se juntaron en un grupo. Y uno de ellos, versado en la Ley, preguntó, para probarlo: “Maestro, ¿cuál es el mandamiento más grande de la Ley?”. Él le dijo: “‘Tienes que amar a Jehová tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma y con toda tu mente’. Este es el más grande y el primer mandamiento. El segundo, semejante a él, es este: ‘Tienes que amar a tu prójimo como a ti mismo’. De estos dos mandamientos pende toda la Ley, y los Profetas."


    Quien obedece este mandamiento, no sólo sabrá que hace lo correcto, sino que sabrá que hace SIEMPRE lo correcto, sin lugar para la duda. Y no sólo eso, sino que obtendrá vida eterna para sí mismo y para aquellos a quienes enseña la verdad.

    Juan 17:3, 17 "Esto significa vida eterna, el que estén adquiriendo conocimiento de ti, el único Dios verdadero, y de aquel a quien tú enviaste, Jesucristo." "Santifícalos por medio de la verdad; tu palabra es la verdad."

    ResponderEliminar
  4. Hola Abner, en primer lugar, gracias por comentar en mi blog, debes de ser la primera persona desconocida que comenta jeje.
    Y en segundo lugar gracias por tus aportaciones, yo recibí una educación cristiana y (aunque no me conozco citas bíblicas) conozco bien los fundamentos cristianos, que son muy buenos, al igual que los de la mayor parte de religiones presentes en este mundo.
    Sin embargo no creo en las religiones más allá de considerarlas filosofías, que defienden ciertos valores más o menos morales.
    Partiendo de ello, me gusta intentar fundamentar mis opiniones en conocimientos de toda índole adquiridos por mí en el transcurso de mi propia vida.
    Creo que tienes razón, haciéndole al prójimo lo que deseas para uno mismo, en principio no puedes hacer mal. Pero tengo dudas: no todos tenemos los mismos deseos, pensamos muy diferente, y deseamos cosas diferentes. Además, ¿puede un acto bueno, hecho con el mayor amor al prógimo, acabar desencadenando en un mal mayor? Por ejemplo regalando algo a alguien que conlleve un deterioro medioambiental que conlleve a su vez un perjuicio mayor para más personas.
    No se si me entiendes, me refiero a un "saldo de bien y mal", que no se si se trata en la Biblia, pero que creo que debe complementarse con muchos otros libros.
    Espero no te ofenda, pero creo muy poco, casi nada, en un libro escrito hace 2000 años, y manipulado en un concilio por la cúpula del imperio romano.
    De los "libros sagrados" pienso que fueron mentiras piadosas, escritas por gente sabia para intentar convencer a la gente del pasado. No pienses que los menosprecio, tienen su valor, pero dudo que se deban tomar al pie de la letra, o que contengan información que no deba ser contrastada escrupulosamente.

    De todas formas, de todo se aprende, muchas gracias por tus mensajes.

    ResponderEliminar
  5. Veo que eres una persona que esta interesada en cierta medida en el bien común, he estado mirando algunas de tus entradas y veo que estas convencido

    de que la humanidad puede gobernarse a si misma y cambiar para mejor. Leo por ejemplo lo siguiente:

    "todos responden: “Eso no lo puedes cambiar, es así”. Pero nadie se para a pensar como llegó a ser así."

    La Biblia es clara en este asunto. Todos sabemos que el mundo "es una mierda" y muchos intentan cambiarlo. De hecho la humanidad lleva intentando

    cambiar el mundo desde hace siglos y siglos. El hombre ha probado infinidad de gobiernos, tiranía, dictadura, oligarquía, monarquía, república,

    "democracia", y un largo etcétera. Pero las guerras no se han acabado sino todo lo contrario, y lo mismo podemos decir del hambre, la delincuencia o

    las enfermedades. ¡En los últimos 100 años han muerto el triple de personas por las guerras que en los 1.900 años anteriores!. La Biblia representa a

    los gobiernos mundiales como ‘bestias’ y dice que reciben su autoridad del Dragón, Satanás el Diablo.

    2ª Corintios 4:4 "el dios de este sistema de cosas ha cegado las mentes de los incrédulos, para que no pase [a ellos] la iluminación de las gloriosas

    buenas nuevas acerca del Cristo"

    Eclesiastés 8:9 "el hombre ha dominado al hombre para perjuicio suyo."

    Todo llegó a ser como es hoy día cuando Satanás se reveló contra Dios y consiguió que Adán y Eva le desobedecieran también, con lo que pecaron y por

    tanto perdieron la perfección. Como seres humanos imperfectos cometemos errores, enfermamos, envejecemos y finalmente morimos; pero Dios se ha

    propuesto convertir la Tierra en un paraiso y eliminar el pecado, las enfermedades y finalmente la muerte:

    Apocalipsis 21:4 "Y limpiará toda lágrima de sus ojos, y la muerte no será más, ni existirá ya más lamento ni clamor ni dolor. Las cosas anteriores

    han pasado”

    Científicamente se ha demostrado que el cuerpo humano podría vivir indefinidamente si no fuera por la degradación de unas terminaciones del ADN

    llamadas telomerasa. Dicha degradación por ejemplo no ocurre en las células cancerígenas o en las células madre, por eso se dice que dichas células

    son eternas. Si todas nuestras células fueran así, no moriríamos jamás por causa natural. Dios hará eso porque quiere y puede.

    ResponderEliminar
  6. Con respecto a la palabra "cristiano", se ha perdido su significado original. Ser cristiano no es ser católico e ir a misa, ser cristiano significa

    seguir a Cristo, imitarlo y obedecerlo hasta donde nos permita nuestra imperfección. De la misma forma que no se puede llamar "deportista" a alguien

    que esta tumbado todo el día y sólo ve deportes cuando enciente la tele; no se puede llamar cristiano a alguien que adora ídolos, comete fornicación,

    prohibe casarse a los curas o mata a las personas quemándolas cruelmente en hogueras por leer la palabra de Dios.

    Mateo 7:21-23 "”No todo el que me dice: ‘Señor, Señor’, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los

    cielos. Muchos me dirán en aquel día: ‘Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre expulsamos demonios, y en tu nombre ejecutamos

    muchas obras poderosas?’. Y sin embargo, entonces les confesaré: ¡Nunca los conocí! Apártense de mí, obradores del desafuero." (desafuero significa

    maldad, fuera de la ley)

    1ª Timoteo 4:1-3 "Sin embargo, la expresión inspirada dice definitivamente que en períodos posteriores algunos se apartarán de la fe, prestando

    atención a expresiones inspiradas que extravían y a enseñanzas de demonios, por la hipocresía de hombres que hablan mentiras, marcados en su

    conciencia como si fuera con hierro de marcar; que prohibirán casarse, y mandarán abstenerse de alimentos que Dios creó para que participen de ellos

    con acción de gracias los que tienen fe y conocen la verdad con exactitud." (alimentos como la carne que se prohibe comer en la cuaresma)

    Estoy de acuerdo contigo en que las religiones de este mundo son invenciones humanas, filosofías o estilos de vida sin ninguna base sólida. De hecho

    en la Bíblia se presenta a las religiones falsas de este mundo como una prostituta que tiene relaciones con los gobiernos humanos y que mata a los

    santos, personas fieles a Dios. En Revelación 17:3-5 se describe a Babilonia la Grande como una mujer vestida de púrpura y escarlata, adornada

    ricamente y sentada sobre una bestia salvaje de color escarlata que tenía siete cabezas y diez cuernos (las bestias salvajes en la Biblia representan

    gobiernos humanos). Sobre su frente estaba escrito un nombre, “un misterio: ‘Babilonia la Grande, la madre de las rameras y de las cosas repugnantes

    de la tierra’”. También se la describe sentada sobre “muchas aguas”, que representan “pueblos y muchedumbres y naciones y lenguas”. Una característica

    distintiva de Babilonia la Grande es su borrachera, pues se dice que está “borracha con la sangre de los santos y con la sangre de los testigos de

    Jesús”, testigos como por ejemplo William Tyndale, quien fué quemado en 1.536 en una hoguera por traducir la Biblia al inglés a manos de la Iglesia

    Católica, por orden del papa, residente de la gran ciudad del Vaticano, ciudad que tiene un imperio mundial sobre los reyes de la Tierra. La mujer

    simbólica que lleva el nombre de Babilonia la Grande es “la gran ciudad que tiene un reino sobre los reyes de la tierra”, un reino que le permite

    sentarse sobre “pueblos y muchedumbres y naciones y lenguas”. (Rev 17:1, 15, 18.) Un reino sobre otros reinos y naciones es lo que se conoce como un

    “imperio”. Babilonia la Grande se coloca a sí misma encima de los reyes terrestres y ejerce su poder e influencia sobre ellos. Pero esta prostituta no

    existirá para siempre, pues se predice que los mismos gobiernos que tuvieron relaciones con ella serán los que la destruyan, es decir, en el tiempo

    del fin los gobiernos humanos destruiran a todas las religiones falsas.

    ResponderEliminar
  7. En cuanto a tu pregunta de si un acto bueno puede desencadenar malos resultados, esto no es posible. Imaginémonos que tenemos una botella de agua, si

    vertemos gotas de agua pura (destilada), el agua del interior será pura (actos buenos), si vertemos impurezas (actos malos) obtendremos una botella de

    agua sucia. Como todos somos imperfectos y nuestras capacidades son limitadas, es imposible que nuestra botella este compuesta de agua pura o

    destilada, pero si intentamos hacer siempre el bien, este agua será como la del grifo: no es pura pues contiene cal y otras impurezas, pero es apta

    para el consumo. Sin embargo la persona que no se centra en hacer lo bueno es semejante a una botella de agua estancada y lodo. Si añadimos en

    cualquiera de las dos botellas impurezas, obtendremos en ambos casos un agua más sucia, y si añadimos en ambas botellas agua potable (aunque contenga

    pequeñas impurezas) obtendremos un agua más limpia. De hecho el agua estancada puede convertirse en agua potable si lo mezclamos con suficiente agua

    potable y removemos las impurezas que podamos. El mal SIEMPRE genera mal, y el bien SIEMPRE genera bien, y aunque no podamos generar bien en grado

    absoluto porque no somos perfectos, sí que podemos acercarnos. Pero para hacer el bien primero hay que saber que es bueno y que no lo es, pues la

    conciencia es como una brújula que tenemos desde que nacemos, pero esta brújula se puede estropear, o puede no sernos de mucha ayuda si estamos en

    territorio desconocido, por eso necesitamos tambien un mapa, es decir el conocimiento que proporciona la Biblia.

    Pongamos un ejemplo: en el cumpleaños de mi hermano le regalo un Hummer. La intención es buena pero hemos cometido al menos dos errores que con mayor

    conocimiento podríamos haberlos evitado. Por ejemplo la Biblia dice en Apocalipsis 11:18 "Pero las naciones se airaron, y vino tu propia ira, y el

    tiempo señalado para [...] causar la ruina de los que están arruinando la tierra”. El primer mandamiento dice que debemos amar a Dios de todo corazón,

    y de hecho los demás mandamientos se derivan de este. Por ejemplo amar al prójimo es amar la obra de Dios. Si amas a una chica de todo corazón,

    ¿estarias demostrandolo si haces un grafiti en un cuadro que ella haya pintado para tí? ¿estarias amando a Dios si odias a tu semejante o destruyes el

    planeta que te ha dado? Estamos contaminando el planeta, estamos talando sus bosques, quemando sus tierras, contaminando el aire que respiramos con

    nuestros coches etc. Un Hummer no es un vehículo que respete el medio ambiente por la contaminación tan elevada que produce, por lo tanto no sería una

    buena elección ese vehículo, quizas sería mejor un coche pequeño, o incluso una bici. Yo por ejemplo utilizo la bici y el transporte público para ir a

    todos los lugares que puedo, e intento utilizar el coche lo mínimo posible. Reciclo la basura, evito comprar cientos de aparatos que luego no uso, en

    casa utilizo un abrigo ántes que la calefacción etc. Si todos pusieramos nuestro granito de arena, el mundo no estaría tan contaminado.

    ResponderEliminar
  8. Otro error que aprendemos de este ejemplo es el cumpleaños. El cumpleaños puede parecer una práctica inocente, pero es un rito pagano, el cumpleaños

    es una fiesta pagana de orígen idolátrico y espiritista. En la Biblia sólo aparecen dos cumpleaños y en ambos casos era un pagano el que las

    celebraba, y para colmo en ambos casos hubo una muerte de por medio. En un principio los cumpleaños estaban relacionados con la magia y con los

    espíritus, los cuales podian concedernos deseos si poniamos unas velas para rendirles culto. Este rito tal y como lo conocemos hoy día proviene de la

    época griega, en la que se presentaba una tarta redonda con velas y se ofrecía en sacrificio a los dioses para que estos concedieran deseos. En la

    Biblia se condena fuertemente la idolatría y el espiritismo.

    Gálatas 5:19-21 "Ahora bien, las obras de la carne son manifiestas, y son: fornicación, inmundicia, conducta relajada, idolatría, práctica de

    espiritismo, enemistades, contiendas, celos, arrebatos de cólera, altercaciones, divisiones, sectas, envidias, borracheras, diversiones estrepitosas,

    y cosas semejantes a estas. En cuanto a estas cosas, les aviso de antemano, de la misma manera como ya les avisé, que los que practican tales cosas no

    heredarán el reino de Dios.

    En definitiva, en la Biblia se habla de que debemos acumular tesoros en los cielos ("saldo del bien" como tú lo llamas) y que debemos evitar pecar

    contra Dios o contra el hombre, cosa que para un ser humano imperfecto es imposible cumplir a la perfección, siempre cometemos errores aunque no sea

    nuestra intención, pero Dios NO pide imposibles. Si somos humildes y nos arrepentimos (es decir, reconocemos nuestro error y nos disculpamos ante Dios

    y los hombres) Dios limpia nuestro error y sus consecuencias.

    Creo que tu pregunta de si haciendo el bien podemos generar un mal no esta del todo bien enfocada. Haciendo el bien es imposible generar mal, de la

    misma forma que la luz no puede generar oscuridad, donde hay luz no hay oscuridad. El problema esta en saber diferenciar lo que es bueno de lo que no

    lo es. Para un soldado, ir a la guerra puede ser bueno pues esta sirviendo a su pais y a su dios, pero para Dios el asesinato es algo detestable.

    1ª Juan 4:20 "Si alguno hace la declaración: “Yo amo a Dios”, y sin embargo está odiando a su hermano, es mentiroso. Porque el que no ama a su

    hermano, a quien ha visto, no puede estar amando a Dios, a quien no ha visto."

    Isaias 2:4 "Y él ciertamente dictará el fallo entre las naciones y enderezará los asuntos respecto a muchos pueblos. Y tendrán que batir sus espadas

    en rejas de arado y sus lanzas en podaderas. No alzará espada nación contra nación, ni aprenderán más la guerra."

    ResponderEliminar
  9. La Biblia es un libro que empezó a escribirse hace unos 3.524 años por inspiración divina, es decir, Dios se valió de unos 40 secretarios humanos para

    escribirla. El único escrito hecho directamente por el dedo de Dios fuéron los 10 mandamientos en unas tablas de piedra que obtuvo moises y una

    escritura en una pared del palacio del rey Nabuconodosor momentos ántes de que su imperio fuera destruido. Sería imposible que un grupo de hombres de

    distintos lenguajes y épocas escribiera un libro tan homogéneo, que describa con exactitud los acontecimientos de aquellas épocas, y más aún, que

    describa con exactitud los acontecimientos futuros por medio de las numerosas profecias que se hayan en la Biblia. Muchos eruditos atacan las

    profecias bíblicas diciendo que se escribieron despues de que ocurrieran, como por ejemplo la profecía de que el rey Ciro había sido designado por

    Dios para derrocar a Babilonia y liberar a los judíos exiliados. (Isa 44:26–45:7.) Aunque esta profecía se registró más de un siglo y medio antes de

    que Ciro subiera al poder, muchos insisten en afirmar que este relato fué escrito despues. Pero cuando hablamos de profecias recientes no pueden hacer

    otra cosa que callar, como por ejemplo la destrucción de Jerusalén en el 70eC, la fecha exacta en la que Jesús llegó a la Tierra (escrita con 490 años

    de anterioridad), el que se le traicionara por 30 piezas de plata entre otros muchos detalles, la profecía de las distintas potencias mundiales:

    Asiria, Babilonia, Medopersia, Grecia, Roma, hasta la potencia mundial anglo-americana actual, la profecía que predijo el año 1.914 cuando ocurrió la

    primera guerra mundial o la profecía de que la sociedad de naciones se levantaría de nuevo (cosa que hizo con un nuevo nombre: Naciones unidas") o la

    profecía de los últimos días en los que ahora mismo estamos envueltos, con guerras en un lugar tras otro, escaseces de alimentos, masacres e

    injusticias, falta de amos a Dios y al prójimo, abundancia del amor a los placeres etc...

    Hay cientos más de profecias que sería absurdo contarlas todas, pero eso es lo que me convence de que la Biblia no puede haber sido escrita

    simplemente por hombres sabios, pues ningún hombre tiene la capacidad de predecir con exactitud cosas que ocurririan miles de años despues.

    Hay un libro que se titula "La Biblia, ¿palabra de Dios o palabra del hombre?", el cual lo puedes solicitar cuando llamen a tu casa. En él se

    argumenta con detalle pruebas de que es un libro de inspiración divina (se aportan datos históricos y descrubrimientos arqueológicos, ademas de

    profecias de la antiguedad y actuales). No deja lugar a dudas. Otro libro muy bueno (a mi me encanta) es el libro "Prestemos atención a las profecias

    de Daniel", donde de explica con amplitud de tetalle el cumplimiento de este impresionante libro profético.


    Bueno, creo que me he pasado con el mensaje (pido disculpas :). Ya se sabe que "de lo que abunda en el corazón, habla la boca" (Mateo 12:34). Saludos

    y espero que obtengas algo positivo de este diálogo.

    ResponderEliminar
  10. Gracias por implicarte tanto, veo que (como yo) quieres ser bueno, pero pensamos diferente, para mi, la religión justifica el mal terrenal a cambio de un bien en el paraíso, el más allá, el cielo o como quieras llamarlo.
    Para mí, este es el paraíso, paraíso es ser un cúmulo de átomos (no diferentes que los que forman las estrellas) que ha logrado llegar a tener inteligencia. Tener el poder de actuar en el universo, nos confiere a los hombres el poder de Dios.
    Es decir (y lamento cometer sacrilegio a tus principios), tanto tú como yo como todos los seres humanos, somos dioses, pues podemos cambiar la existencia del universo a nuestra voluntad.

    No quiero ser maleducado, pero si me respondes otra vez, agradecería que no me citaras la biblia o lo que sea, sencillamente no lo leo, prefiero leer datos verdaderos de la información contrastada de la que disponemos hoy en día.

    ResponderEliminar
  11. Dicen las estadísticas que el 90% de las personas mienten a diario. Yo me esfuerzo por asegurarme de decir la verdad y nada más que la verdad cada segundo de mi vida. Dime, por lo tanto, que dato erróneo te he dado para rectificarlo.

    ResponderEliminar
  12. Aunque puede que el problema no sea si he dicho algo verdadero o no, sino alguna superstición como por ejemplo la que dice que no pases debajo de la escalera, o no mires un cristal roto, o no escuches a alguien que mencione algo de la biblia.

    Siento no ser bien recibido en este blog, creía que quien lo escribía tenía una mente abierta y que apoyaba el libre pensamiento y estaba en contra de los dogmas.

    La verdad es la verdad, no lo que uno quiera creer. Si no nos hacemos un análisis de nuestras propias convicciones, ¿como sabremos si lo que creemos es cierto o no?

    Bueno, me despido deseándote lo mejor. Ojalá adoptes la buena costumbre de reflexionar y analizar lo que crees, a mi me ha servido para alejarme de las mentiras, dogmas y modas que este mundo enseña.

    ResponderEliminar
  13. No estaba diciendo que mintieses o que dijeses datos erróneos, sólo que, como anteriormente te había dicho, prefiero no tomar como verdadera la biblia, más allá de las enseñanzas que pueda transmitir, que sí que las tiene, pero las considero como las enseñanzas de la literatura o las fábulas.

    Lamento haber dado la impresión de que tengo la mente cerrada, nada más alejado de la realidad, tardé mucho en declararme ateo, y como toda persona, a veces dudo, está dentro de la condición humana. Me gusta mucho analizar y reflexionar acerca de lo que creo, lo que me lleva en algunas ocasiones a cambiar radicalmente de opinión.
    Créeme que el tema de las religiones lo tengo muy visto, pensado y reflexionado, tarde o temprano haré una entrada sobre el tema.
    Yo ya te he dicho cuál es mi creencia. Y creo que las religiones persiguen una causa justa, pero que no son más que mentiras piadosas, le tengo aprecio al budismo, pero tampoco me gusta su "no actuación" pues persiguen el no influir en el mundo, cuando yo lo que creo es que se debe influir positivamente.
    Creo que las religiones, hoy en día, no tienen sentido. Creo en la evolución, el homo sapiens lleva en la tierra desde hace 22.000 años, y nos queda mucho por delante.

    Y acerca de las verdades y mentiras, te diré que nada es verdad ni mentira, todo depende del color del cristal con el que se mira.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Páginas vistas en total